jueves, 5 de diciembre de 2013

7 aspectos que juzgará tu jefe

Nunca subestimes las primeras impresiones. 
De acuerdo con la investigación realizada por la Escuela de Medicina de Harvard y el Hospital General de Massachussets, la gente evalúa tus competencias y fiabilidad en un cuarto de segundo (250 milisegundos), basándose solamente en tu imagen personal.
Según este estudio realizado con la participación de 4000 licenciados y 268 directivos, tener aspecto de líder es el primer paso para convertirse en uno. Para personificar la “presencia directiva,” tus superiores deben percibir que eres serio, tienes una excelente capacidad comunicativa y un aspecto impecable.
Como conclusión a esta investigación basada en entrevistas con líderes de alto nivel, surgen los siguientes 7 aspectos de la imagen personal sobre los que se juzga a las personas:

N# 1: Aseo personal

La investigación apunta que unos buenos hábitos de aseo personal _para lucir refinado o "compuesto"_ es uno de los activos más importantes de un profesional. A las mujeres se les juzga aún con más rigor en esto. Mientras que el 83% de los altos ejecutivos dicen que un vestuario desalineado (lo que incluye ropa arrugada o demasiado apretada y lencería visible), arruina la imagen profesional de una mujer, un porcentaje ligeramente menor (76%) va en detrimento de la masculina. Además, en el caso de las mujeres se incluye en su atuendo el buen gusto por los complementos, las uñas con manicura y un buen peinado no solamente un buen corte. En el caso de los hombres, basta con las uñas limpias, los zapatos brillantes, un afeitado fresco y el vello facial recortado.

Angela Ahrendts · Apple
N# 2: La Postura
La forma de sentarse o estar de pie se considera la segunda más importante característica del liderazgo, independientemente del puesto o sector que se trate. Una buena postura _lo que significa estar bien plantado, los hombros atrás y la cabeza erguida_ transmiten confianza y autoridad. Por el contrario, arrastrar los pies, la mirada furtiva o al suelo se perciben como falta de respeto, energía o compromiso.

N# 3: Atractivo físico
Los estudios demuestran que a la gente físicamente atractiva se les presupone listos, felices, interesantes y con éxito. Entre los encuestados, el 16% dice que el atractivo físico contribuye a reforzar la imagen de una mujer ejecutiva mientras que un 14% dice lo propio de los hombres. Además, los que trabajan en culturas de negocio tradicional lo consideran ligeramente más importante que quienes lo hacen en entornos de trabajo más informales. Los investigadores apuntan que no se trata de acercarse al estereotipo de belleza sino más bien a saber destacar los mejores atributos y rasgos y dedicar tiempo a presentarse "bien puesto".

Lapo Elkann · Fiat
N# 4: Delgadez
Estar en forma puede ayudar a escalar una ladera, en más de un sentido.
En el estudio, se dice que tener sobrepeso es negativo  tanto para las mujeres (21%), como para los hombre (17%). Y esas cifras casi se triplican cuando se trata de obesidad, pasando al 45% y 43% respectivamente. En general, se percibe a la persona como falta de disciplina, baja autoestima e inestabilidad emocional; mientras que una persona en su peso transmite saber cuidar de sí misma y por extensión, de proyectos importantes_ más allá de saber si es verdad o no.

N# 5: Altura
Mientras que a las mujeres se les critica más por su peso, a los hombres se les mide por su altura. De los encuestados, para un 16% es importante que un hombre sea alto comparado con un 6% en el caso de mujeres.

N# 6: Ropa cara
Usar ropa cara, o al menos que lo parezca, se ha puntuado como más importante entre quienes trabajan en culturas de negocios tradicionales. Sin embargo, vestir con un look chic pero no a la moda es lo más apreciado en las mujeres, que tienen mayores opciones de estilo que los hombres. También se ha dicho que los complementos de marca (un buen zapato o reloj), destaca el buen gusto de quien lo lleva, mientras que la bisutería llamativa puede arruinar la imagen. Del mismo modo, las marcas visibles sugieren un nivel socio-económico, pero demasiadas marcas juntas distraen. Es un equilibrio delicado; los expertos en estilo recomiendan un chic tradicional con ropa a medida y complementos de buen gusto que den un toque personal.
Equilibrio y buen gusto
N# 7: Aspecto juvenil
Por irónico que parezca, a las mujeres se las juzga por parecer demasiado jóvenes o demasiado mayores, aunque algo peor por lo segundo. Sin embargo, esto no se aplica a los hombres.

Mientras que la apariencia externa se ha declarado como menos importante que la seriedad y la capacidad de comunicación, es lo primero que se ve. Por tanto, un error en tu aseo puede arruinar inmediatamente tus posibilidades de demostrar lo bueno que realmente eres en tu profesión.